El Salvador está ubicado en la zona tórrida, al norte de la línea Ecuatorial y al Oeste del Meridiano de Greenwich. Su extensión territorial es de 20,742 kilómetros cuadrados. Limita al norte con la República de Honduras, al sur con el Océano Pacífico (321 km. de costa), al este con la República de Honduras y la República de Nicaragua (con el Golfo de Fonseca de por medio) y al Oeste con la República de Guatemala.

Desde la firma de los Acuerdos de Paz en 1992, el país ha avanzado en el camino de la democracia y el desarrollo humano, pero aún tiene muchos desafíos pendientes para mantener un crecimiento sostenido de su economía y lograr oportunidades equitativas,  seguridad, educación y participación política para su población. Los altos niveles de criminalidad e inseguridad y la vulnerabilidad medioambiental del territorio también están entre los grandes problemas que tiene que enfrentar el país.